fbpx

Constantemente vemos emprendimientos que fracasan a los pocos meses de empezar y al hablar con sus dueños no tienen idea de por qué. Simplemente ven como todos sus sueños y proyectos se desmoronan por completo. La respuesta muchas veces suele ser la misma: Falta de hábitos y disciplina. Para que esto no te pase a ti, hoy te daremos 10 consejos de productividad para empresarios y emprendedores, para que puedas aprender a gestionar tu rutina de forma proactiva, aprovechar tu energía en los momentos adecuados y multiplicar tu rendimiento. Ya sea si eres emprendedor, startup, empresario, la productividad emprendedora es la clave del éxito.

1. Crea una lista con todas las tareas pendientes

Cuando tienes un emprendimiento, es necesario ser ordenado con las tareas para aumentar tu productividad. Para eso, enumera todas las tareas pendientes y ordénalas por prioridad teniendo en cuenta la importancia, el tiempo y la dificultad. Una vez hecho esto, organiza tu día con las tareas más importantes, poniéndote objetivos claros, realistas y alcanzables. Esto te dará una idea más clara de tus actividades, te ayudará a poner foco en lo importante y le dará una estructura a tu plan. Organizar las tareas ayuda a optimizar el tiempo y tu rendimiento sin entrar en pánico ni frustraciones. Por suerte, hoy en día está lleno de aplicaciones móviles que te ayudan a organizar tus tareas tanto personales como de tu equipo de trabajo. Tener un plan de trabajo organizado, te ayudará a alcanzar tus objetivos.

2. Deshazte de lo innecesario

Este punto es uno de los que más suele costar para muchos emprendedores. Muchas veces solemos poner nuestra atención y energía en cosas que no valen la pena. Deshacerse de lo innecesario significa tachar las tareas de tu lista que consumen tu tiempo y no son realmente necesarias, pero también significa aprende cuál es tu rol en la empresa y dónde debes aprender a mantener tu atención. Delegar las tareas (sin desentenderse de ellas) a un equipo confiable, te ayudará a optimizar tu tiempo y mantener tu cabeza en las tareas que te corresponden. Esto realmente ayudará a tu productividad y la productividad de la empresa.

3. Usa un sistema de gestión de aprendizaje

Si lo que quieres es ser una persona productiva y tener una empresa que dé grandes resultados, es importante que nunca dejes de aprender. Las tecnologías y tendencias cambian todo el tiempo y es muy importante mantenerse actualizado. Por suerte, hay muchísimas plataformas que te permiten aprender nuevos conocimientos y habilidades, sin necesidad de ir a un instituto: Desde LinkedIn Learning, Crehana y Domestika, hasta tutoriales de Youtube. Todas pueden ayudarte a aprender nuevas habilidades para tu empresa. Esto potenciará tu productividad en gran medida.

4. Tomar descansos

Las personas tenemos una atención limitada y trabajas horas y horas sin parar solo harán que pierdas el tiempo. Tomar pequeños breaks dónde puedas despejar tu mente, hará aumentar tu productividad y te dará ideas más claras. ¿No te ha pasado que quizás estas horas pensando en la solución a un problema y luego, cuando dejas de pensar en ello, de repente la respuesta viene a tu mente?. Descansar te dará un nuevo enfoque, una nueva perspectiva a tu trabajo. Las mejores ideas suelen aparecer cuando estamos relajados. Haz alguna actividad que disfrutes y saque tu mente del trabajo por un rato. Puedes hacer actividad física, tomar un té, charlar con algún amigo o compañero, leer un libro, etc. Tomar descansos es muy importante para la productividad emprendedora.

5. Aprovecha las facilidades de la tecnología

Tenemos la suerte de vivir en la era de la tecnología y es una gran oportunidad que puedes utilizar a tu favor para mejorar tu productividad y la de tu equipo de trabajo. Hay miles de aplicaciones móviles y plataformas. A continuación te recomendaremos algunas:

  • Slack: Este software te ayudará a mejorar la comunicación entre los diferentes equipos. Desde cualquier lugar podrás conectarse a esta plataforma y mantenerse comunicados.
  • Google Drive: La herramienta que le permitirá administrar archivos a todo tu equipo, desde diferentes cuentas y lugares.
  • Trello: Organiza tareas, ordenarlas por prioridad, crea tableros y asigna tareas a cada persona, desde un solo lugar.
  • Metricool: Te dará la posibilidad de gestionar todas tus redes sociales desde un solo lugar. Programar publicaciones y ver informes de rendimiento.

6. Recuerde siempre por qué empezaste tu emprendimiento

En momentos de dificultad es normal que te preguntes ¿Por qué empecé este negocio? Recordarlo es importante para motivarte y motivar a tu equipo. Tener un objetivo claro y en común los ayudará a impulsarlos y mejorar el ánimo de todos. Céntrate en lo positivo: En todas las personas que han ayudado, todos los éxitos que han tenido y cuánto os queda por delante. Eso les dará un impulso positivo a vuestra productividad.

7. Maneja tu energía

Hay muchos factores que afectan a tu productividad emprendedora y, como comentamos anteriormente, tus hábitos y rutinas son muy importantes para ello.

  • Alimentación: Tener una alimentación sana y equilibrada ayuda al rendimiento de tu cuerpo y tu mente. Te dará más energía y mejor concentración a la hora de llevar a cabo diferentes tareas. Procura comer más frutas y verduras y menos comida chatarra.
  • Sueño: Respeta tus horarios de sueño, por mucho trabajo que tengas. Dormir entre 7 y 9 horas al día mejorará tu estado de ánimo, concentración y productividad.
  • Ejercicio: La actividad física ayuda a la concentración y te dará un gran impulso de energía.
  • Dedicar tiempo para tu cuidado personal también es muy importante: Meditar, tener hobbies creativos y socializar también ayudarán y te impulsarán a ser más productivo en tu negocio.

8. Autodisciplina

La autodisciplina y la constancia son la clave para un negocio exitoso. Establece una rutina diaria o semanal y respétala. Sin autocontrol, no puedes mantenerte enfocado. Establece un plan claro y constante. ¡Sin lugar a dudas, la autodisciplina se reflejará en tus niveles de productividad!

A continuación, se ofrecen algunos consejos prácticos sobre cómo hacerlo:

  • Elabora una rutina y respétala.
  • Establece metas concretas, detalladas y realistas.
  • Felicitate y recompénsate por cada pequeño logro. Cada paso es importante para llegar a tu objetivo.
  • Evita las distracciones. Sobretodo cuando trabajas desde tu casa, hay muchas cosas que pueden distraerte: Las actividades del hogar, la televisión o incluso el móvil en un mal momento.
  • Rodéate de personas que te motiven y te ayuden a alcanzar tus objetivos.

9. Evita las distracciones

Si bien ya lo hemos mencionado, este punto es muy importante para la productividad emprendedora, por eso profundizaremos un poco más en él. Es muy común distraernos de las tareas. Las personas negativas, las redes sociales, las notificaciones de teléfonos inteligentes y el ruido son solo algunos ejemplos de distracciones y actividades que enfocan nuestra atención y energía en cosas no productivas. Procura trabajar en un lugar organizado y adaptado especialmente para optimizar tu productividad.

  • Apaga las notificaciones de sus redes sociales y el móvil.
  • Evita reuniones o visitas inesperadas que no tienen que ver con tu tarea.
  • Aléjate de entornos ruidosos o incómodos.
  • Evita realizar tareas que nada tienen que ver con tu trabajo.

10. Coffee break

Las pausas para tomar un café y distender tu mente, aumentan tu concentración y productividad, mejora la relación entre las personas del equipo, los motiva y genera mejor comunicación e interacción entre ellas. Esto hará a tus empleados felices y aumentará su productividad ¡Los empleados felices hacen a empresas exitosas!

¡Sigue estos consejos y prepárate para tener una empresa exitosa!

Si te gustó este artículo también puedes leer “8 herramientas de Marketing Digital para emprendedores” y “Impulsa el crecimiento de tu empresa con una North Star Metric (NSM)”.

Admin

Admin